Día 3° de Quinario 2018

El Señor quería decirnos algo; que nos orientásemos hacia El. Quería darnos algo, su misericordia.

El salmo dice “dichoso el hombre que ha puesto su confianza en el Señor por que el Señor no defrauda”.

Vivir de cara a Dios como nos proponíamos ayer nos libera y realza porque no tenemos que escondernos de nada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *