2º Día de Triduo 2019

En el segundo día de Triduo en honor a Mª Stma. de la Candelaria, el Rvdo. P. Fray Juan Franco Pérez, en su homilía nos invita a escoger un sitio para estacionar el corazón. Ella es la hoguera del amor de Dios y aunque en su peana parece que está muy alta, sin embargo va siempre a nuestra altura.

Dios nos baja de nuestro pedestal, porque no es nuestro sitio, ese es el símbolo de nuestra vanidad, al igual que hizo con Saulo en la lectura de la jornada, lo tiró de su caballo.
La Virgen está predicando a su Hijo desde la altura de su peana.
Las peanas están hechas para Dios, pero Dios es más de andar entre nosotros.
La Virgen de la Candelaria quiere convertir para nosotros que todos los días sean Martes Santo, para que la acompañemos diariamente.
No debemos perder la palabra AMOR que es la más importante para nosotros.
Debemos demostrar diariamente que la Candelaria viene con nosotros, en todos nuestros actos hechos con AMOR. Tenemos que empezar a hacer el esfuerzo de creer la palabra de Dios, porque Ella quiere abrir las puertas de nuestro corazón.
Nosotros tenemos que ser un signo de conversión, de AMOR a Dios.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *